top of page
Buscar
  • Foto del escritorEditor Blog ITCS

Los ciberataques en el 2021 aumentaron hasta un 93% a nivel global, respecto del 2020


El avance de la digitalización de las organizaciones a nivel mundial ha provocado que la eficiencia de sus sistemas de seguridad se hayan visto perjudicados. En el 2021 han aumentado exponencialmente (hasta un 93% a nivel global respecto del 2020), los intentos por parte de los ciberdelincuentes de robar datos e información confidencial de grandes empresas.

Cuando el mundo entero tuvo que quedarse en casa en el 2021, la mayoría de las empresas debieron implementar el teletrabajo y se enfocaron en brindar soluciones a sus empleados para que puedan realizar sus tareas mediante herramientas en línea. Sin embargo el tema de la ciberseguridad preocupa más que antes y el 91% de las empresas ha tenido que digitalizar procesos críticos ocurridos a lo largo del año. Por ejemplo:


  • Ataque a los Servidores de correo de Microsoft, afectando a más de 250.000 servidores en todo el mundo. Recientemente se ha especulado sobre la culpabilidad de este ciberataque, centrándose todas las acusaciones en China.

  • La fuga de datos de Facebook, ocurrido en marzo de 2021. Supuso que los datos (nombres completos, ubicaciones, números de teléfono, fechas) de más de 533 millones de usuarios fueran expuestos dentro de Surface Web.

  • CNT, el caso local más importante del 2021 fue el de la Corporación Nacional de Telecomunicaciones con afectación importante en su infraestructura, lo que hizo que muchos procesos de negocio no se puedan ejecutar e incurran en pérdidas económicas.

  • Colonial Pipeline: Ocurrido en Estados Unidos en mayo de 2021. Un grupo de hackers (DarkSide), obligó a detener los envíos de la mayor red de oleoductos del país perjudicando el suministro. El 60% de las gasolineras de Atlanta, de Carolina del Norte y Georgia se quedaron sin gasolina. El Gobierno tuvo que dar una orden de emergencia y Colonial Pipeline llegó a pagar casi 5 millones de euros para restablecer el funcionamiento correcto de sus operaciones.

  • Ataque a Twich, En octubre pasado los cibercriminales hicieron público un torrent de 125GB con documentos de la compañía y su código fuente. Además, difundieron herramientas de equipo rojo o hacking ético que se usan para pruebas y simulación de ataques en favor de la ciberseguridad.

  • Ataque a TI KASEYA, proveedor estadounidense de software. El ciberataque, (julio de 2021), lo creó el conocido grupo Revil, y utilizó una actualización de la empresa de software de servicios de TI Kaseya para filtrar el “malware”. Los ciberdelincuentes pidieron alrededor de 62 millones de euros como rescate.

  • Ataque a Mediamarkt: coincidiendo con el Black Friday, la multinacional alemana ha sido víctima en el mes de noviembre de un ataque informático en sus tiendas afectando a más de 30.000 servidores y pidiendo un rescate de 213 millones de euros.

Si pensamos en la ‘nueva normalidad’ que ya estamos atravesando, muchos de los hábitos tecnológicos adoptados el año pasado seguirán siendo parte de nuestro día a día. Las amenazas, sin embargo, seguirán este mismo camino apuntando cada vez más a las tecnologías, es por eso que el 2021 no ha sido un año en vano para los ciberdelincuentes, lo que nos hace anunciar que la digitalización empresarial requiere de una seguridad informática muy sólida y estable, la cual se consigue invirtiendo en seguridad y concientizando sobre su necesidad, en general, a toda la sociedad. A continuación una solución que les ayudará a proteger su empresa de los ciberdelincuentes:


DLP (Data Loss Prevention)


La transformación digital acelerada en la que miles de empresas se han visto inmersas, debido a la situación provocada por el Coronavirus, ha provocado cierta pérdida de control sobre el flujo que siguen los datos confidenciales. La pérdida o filtración de dichos datos conlleva a consecuencias, de ahí que el riesgo a perder datos sensibles para el negocio se haya convertido en una de las principales preocupaciones de las empresas.

Uno de los principales riesgos es trabajar con aplicaciones en la nube, como el caso de Office 365 para empresas, aunque tiene muchas ventajas, a su vez exige contar con un mayor control sobre los datos almacenados. Por ello, mediante directivas DLP se consigue:

  • Identificar información confidencial en todas las aplicaciones y realizar su seguimiento tanto en local como en la nube.

  • Evitar el uso compartido accidental de información confidencial o sensible gracias a su sistema de avisos y bloqueos.

  • Llevar a cabo su cumplimiento sin necesidad de interrumpir el flujo de trabajo.

  • Obtener informes detallados de DLP


¿Cómo funciona el DLP ?


Las directivas DLP funcionan mediante una serie de reglas configurables donde se establecen unas condiciones, acciones, notificaciones e invalidaciones. De esta manera, en el caso de que se cumpla alguna de esas condiciones la directiva lleva a cabo las acciones pertinentes determinadas.


Su sistema de notificaciones y bloqueos permite evitar compartir información confidencial sin interrumpir tus flujos de trabajo, disminuyendo el riesgo y manteniendo intacta la productividad a la vez. Además, las políticas DLP te permiten crear nuevas categorías e implantar directivas muy específicas con el fin de proteger únicamente determinados tipos de datos. De esta manera podrás obtener información de periodos específicos de tiempo, llevando a cabo una rápida evolución de impacto y descubriendo en qué puntos se infringen las directivas.


Mira las soluciones que ofrecemos para protección de fuga de información o solicita una demo gratuita

👉🏼https://bit.ly/3MTBKfL👈🏼

63 visualizaciones0 comentarios

Comments


whatsapp_icon.png
bottom of page